Lunes , 20 noviembre 2017
Novedades
Estás aquí: Inicio » Página » Nuestros Voluntarios
(English) My daily life in the new country

(English) My daily life in the new country

Un cotidiano sonido de mi celular me recuerda que acaba de comenzar un día mas, algunos rayos alcanzan a tocar la ventana, abriendo la ventana dejo pasarlos mientras van acompañados de un aire costero, aprovecho también de desalojar a unos diminutos borrachos de sangre que vuelan torpes después de tan larga noche tomando. Es de mañana y la casual triada extranjera del cuarto numero 112 compuesta por Italia, Finlandia y Chile vamos retomando por las calles de Funchal las metas y sueños que nos hemos propuesto en este viaje.

¿En mi mochila? unos binoculares, una pequeña croquera y lápices, 1.5 lt agua en una botella que se hace llamar Atlantida; una manzana y dos sándwiches de queso y tomate, generalmente mi pan no cambia de ingredientes, mi amor por los animales me ha hecho dejar ciertos placeres de tipo carnívoro, la cual aquí suelen comer mucho, pero siempre se puede preparar algo alternativo.

Situado en la parada de una carretera que atraviesa la parte más antigua de la ciudad abordo el auto, que junto a mis compañeros de trabajo, nos llevara por el interior de la isla hacia los grandes bosques que conforman el corazón de Madeira.

Estrechos caminos que otorgaban las onduladas levadas, diversas tipologías de vegetación rodeaban nuestra visión y sobre las cumbres… aves que volaban tan alto que casi tocaban las nubes, todo este ritual no era más que la noble labor de investigar el complejo y sorpresivo mundo de la naturaleza y su avifauna, soñando con que algún día cada uno de nosotros como seres humanos logremos ser más empáticos y sensibles con nuestro medio ambiente.

Llega la hora de una pequeña pausa para comer algo rápido antes de continuar con la monitorización de aves. Guardamos algunas bolsas de papel y plástico de nuestra comida ya que así las utilizamos para colocar las diferentes plumas que recolectamos en el camino y así también aprovechamos de reciclar nuestros desechos.

En plena tarde, un poco agotados de tanto caminar pero contentos por haber recolectado nueva información y con ella trabajar en la oficina de SPEA. Ya son las 9 de la noche y como todos los días, camino un poco hambriento hasta el reconocido Supermarket “Pingo Doce” y su fantástico happy hour en el área de comida. Mientras espero en la fila veo en ella a mis amigos que tambien esperan por una barata cena. La mesa está servida y en ella una mixtura cultural que se transforma en una grata conversación sobre lo que hemos hecho, lo que ha ocurrido hoy y lo que pasara el día de mañana. Caminando hasta mi temporal hogar, pero no por eso menos querido, vuelvo a mi cálido cuarto y mientras acompaño mi noche acostado en la cama con algun libro lo abandono por unos momentos para reír de las cosas de la vida con mis amigos en un pequeño rincón de una isla llamada Madeira.

Comments

comments

Acerca de Bairon

Me gusta el viaje y su ritual, caminar desde el lugar mas urbanizado hasta ese donde la electricidad no va muy bien, pienso que soy una persona que le gusta observar mi entorno , sin embargo muchas veces por tener la mirada en el aire me tropiezo o choco con alguien. me considero un amante de los espacios públicos y todo lo que en ellas suceden; de la buena platica y la buena comida sin duda. Alguien inquieto de cuerpo y mente. ---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------- I like the travel and its ritual, walking from the place more urbanized until that where the electricity not goes very well, think that am a person that you like observe my environment, however many times by have it look in the air I stumble or choco with someone. I think a lover of them spaces public and all that in them happen; good talk and good food without a doubt. Someone restless body and mind.

Los comentarios están cerrados.

Scroll To Top